< Momo (fragmento) >

Leído por L.M.G. de 6C el 2021-10-20

Texto

Obra: Momo
Autor: Michael Ende

Música

Obra: As the years go by
Autor: Johanenes Bornlf
Intérprete: Johanenes Bornlf

Aun cuando alguien tiene muchos amigos, suele haber entre ellos unos pocos a los que se quiere todava ms que a los dems. Tambin en el caso de Momo era as.

Tena dos grandes amigos que iban a verla cada da y que compartan con ella todo lo que tenan. Uno era joven y otro viejo.

Momo no habra sabido decir a quin de los dos quera ms.

El viejo se llamaba Beppo Barrendero. Seguro que en realidad tendra otro apellido, pero como era barrendero de profesin y todos le llamaban as, l tambin deca que se era su nombre.

Beppo Barrendero viva en una choza que l mismo se haba construido, cerca del anfiteatro, a base de ladrillos, latas y cartn embreado. Era extraordinariamente bajo e iba siempre un poco encorvado, por lo que apenas sobrepasaba a Momo. Siempre llevaba su gran cabeza, sobre la que se ergua un mechn de pelos canosos, un poco torcida, y sobre la nariz llevaba unas pequeas gafas.

Algunos opinaban que a Beppo Barrendero le faltaba algn tornillo. Lo decan porque ante las preguntas se limitaba a sonrer amablemente y no contestaba. Pensaba. Y cuando crea que una respuesta era innecesaria, se callaba. Pero cuando la crea necesaria, pensaba sobre ella. A veces tardaba dos horas en contestar, pero otras tardaba todo un da. Mientras tanto, el otro, claro est, haba olvidado qu haba preguntado, por lo que la respuesta de Beppo le sorprenda.

Solo Momo saba esperar tanto y entenda lo que deca. Saba que se tomaba tanto tiempo para no decir nunca nada que no fuera verdad. Pues en su opinin, todas las desgracias del mundo nacan de las muchas mentiras, las dichas a propsito, pero tambin las involuntarias, causadas por la prisa o la imprecisin.

Cada maana iba, antes del amanecer, en su vieja y chirriante bicicleta, hacia el centro de la ciudad, a un gran edificio. All esperaba, con sus compaeros, en un patio, hasta que le daban una escoba y le sealaban una calle que tena que barrer.

A Beppo le gustaban estas horas antes del amanecer, cuando la ciudad todava dorma. Le gustaba su trabajo y lo haca bien. Saba que era un trabajo muy necesario.

Cuando barra las calles, lo haca despaciosamente, pero con constancia; a cada paso una inspiracin y a cada inspiracin una barrida. Paso-inspiracin-barrida. Paso-inspiracin-barrida. De vez en cuando, se paraba un momento y miraba pensativamente ante s. Despus prosegua paso-inspiracin-barrida.

Mientras se iba moviendo, con la calle sucia ante s y la limpia detrs, se le ocurran pensamientos. Pero eran pensamientos sin palabras, pensamientos tan difciles de comunicar como un olor del que uno a duras penas se acuerda, o como un color que se ha soado. Despus del trabajo, cuando se sentaba con momo, le explicaba sus pensamientos. Y como ella le escuchaba a su modo, tan peculiar, su lengua se soltaba y hallaba las palabras adecuadas.

-Ves, Momo le deca, por ejemplo-, las cosas son as: a veces tienes ante ti una calle largusima. Te parece tan terriblemente larga, que nunca crees que podrs acabarla.

Mir un rato en silencio a su alrededor; entonces sigui:

-Y entonces te empiezas a dar prisa, cada vez ms prisa. Cada vez que levantas la vista, ves que la calle no se hace ms corta. Y te esfuerzas ms todava, empiezas a tener miedo, al final ests sin aliento. y la calle sigue estando por delante. As no se debe hacer.

Pens durante un rato. Entonces sigui hablando:

-Nunca se ha de pensar en toda la calle de una vez, entiendes? Solo hay que pensar en el paso siguiente, en la inspiracin siguiente, en la siguiente barrida. Nunca nada ms que en el siguiente.

Volvi a callar y reflexionar, antes de aadir:

-Entonces es divertido; eso es importante, porque entonces se hace bien la tarea. Y as ha de ser.

Despus de una nueva y larga interrupcin, sigui:

-De repente se da uno cuenta de que, paso a paso, se ha barrido toda la calle. Uno no se da cuenta cmo ha sido, y no se est sin aliento.

Asinti en silencio y dijo, poniendo punto final:

-Eso es importante.